Alcaldía de Tuluá “mete en cintura” a las licoreras de la ciudad

La Alcaldía Municipal de Tuluá derogó a través del Decreto No. 280-018.0329 la norma que permitía a las licoreras o estanquillos realizar sus ventas hasta las 5:00 de la mañana en la zona urbana del Municipio.

Alcaldía de Tuluá “mete en cintura” a las licoreras de la ciudad

La medida se tomó con el objetivo de garantizar la convivencia, la seguridad y prevenir el orden público en la municipalidad y en especial en el entorno de la Plaza Cívica Boyacá y otros parques que se habían convertido en ‘amanecederos’ y espacios de consumo de licor hasta bien entrada la mañana.

“Tenemos que meter en cintura a estos establecimientos que en administraciones pasadas recibieron beneficios en contravía del bienestar general. No podemos seguir siendo tolerantes solo para que unos pocos de lucren en detrimento de la seguridad y tranquilidad de todos los tulueños”, explicó el secretario de Gobierno y Convivencia, Carlos Octavio Quitián.

De acuerdo con el decreto firmado por el alcalde Gustavo Vélez Román, el cierre de licoreras o estanquillos quedó igual que para los establecimientos de venta o consumo de licor; 1:00 de la mañana, los días domingo, lunes martes, miércoles y jueves, y 3:00 de la mañana, viernes y sábado.

Para el estricto cumplimiento de la presente medida, el comandante del Segundo Distrito de Policía, impartirá las órdenes correspondientes a los uniformados, quienes deberán presentar los informes policivos a la secretaría de Gobierno y Convivencia.

Descargar el comunicado de Prensa No. 280-04-04.369

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.